martes, 12 de agosto de 2014

El ultimo Bandolero

..de Setenil de las Bodegas.

 Cencerrito.



<img src="Cencerritoo.jpg" alt="Bandolero en Cómic"/>


El ultimo amanecer de Cencerrito.

No había salido el sol del todo y sus primeros rayos tenues y anaranjados se reflejaban en la vieja y tostada cacerolilla que Cencerrito había puesto al fuego, acababa de echar al agua hirviendo los últimos gramos de café, todavía tiene en la mirada el cansancio de una noche de pesadilla, la soledad desalienta y los demonios hacen de las suyas por las noches. “Esos del tricornio” son los únicos culpables de que me vea fuera de la sociedad.

Esta noche los tricornios se convertían en monstruos negros  con alas verdes que lo acechaban en círculos a su alrededor, luego se posaban entre las oscuridades de las malezas y desplegando sus capas en una danza macabra se ocultaba la luna y el fuego se dormía.
Solo ha sido una pesadilla! pensaba Cencerrito moviendo el café , ya!, otra más, hoy comienza un nuevo día, una nueva pesadilla, ya no se dé quien me puedo fiar, ¿Quiénes son mis amigos? Cuando podré volver a Setenil y ver a Manolita, ¿Por qué me han convertido en un animal perseguido? Aun conserva el Cencerrito de bronce que le regalo su padre, su abuelo fue el que le puso el apodo; ¡¡ Hay viene antoñillo con las cabras!! Míralo Antonio qué bien se maneja con los bichos, es propio a ti cuando tenías su edad. A Antoñillo le encantaba llamar la atención y encontró en los cencerros una manera muy práctica para conseguir lo que se proponía haciendo sonar el cencerro para todo, cuando vendía fruta de puerta en puerta o cuando hacía de sereno por las madrugadas a los que iban a trabajar a la vid.


El sol es amarillo  y  ya comienza a calentar, los fantasmas de la noche se alejan para darle paso al miedo diurno y a  la incertidumbre de los hombres, un haz de luz proveniente del revestimiento dorado de su Winchester cegó por unos instantes a Cencerrito. Como si de un mensaje divino se tratara Cencerrito agarro fuerte su Winchester monto en su caballo y se perdió por un senda agreste.

Juan Romero
------------------------------------------------------------------------------------------------------

Los Bandoleros

Todos hemos oído hablar de bandidos, criminales y furtivos, pero siempre se les otorga todos estos términos a los  Bandoleros, aunque muchos fueron malhechores casi siempre los motivos de su rebeldía estaban en la incompetencia y abusos de gobiernos déspotas que como siempre arruinaban la hacienda con políticas de ineptos.
Con el apoyo de la alta burguesía, la aristocracia y el esquilmo del erario público se creó un cuerpo de la guardia civil, fue la genial idea que se les ocurrió para perseguir a cuatro rebeldes, hombres de pura raza que no comprendían como unos podían llevar una vida ostentosa mientras dejaban sin tierras ni oportunidades al pueblo llano. A muchos de estos hombres la desamortización de Mendizábal  de 1835 les dejaba sin ninguna oportunidad para pujar por los lotes de tierras que se pusieron a subasta y que los administradores de dichas tierras (testaferros y agradecidos) convirtieron las subastas en un coto privado en donde solo los más ricos burgueses de las ciudades podían competir. Les quitaron las propiedades a las órdenes religiosas  (las manos muertas) pero no para crear una clase media digna de campesinado, sino para enriquecer a los que ya eran ricos, (las manos de los listos). La misma historia de siempre, nada nuevo de lo que tengamos que echarnos las manos a la cabeza.

Juan Romero











No hay comentarios :

Publicar un comentario

Comentando me ayudas con este proyecto, (Gracias)